Archive for the ‘música’ Category

Fabulosos de nuevo

diciembre 16, 2008

los_fabulosos_cadillacs-vasos_vacios-frontalLos Fabulosos Cadillacs, la banda Argentina liderada por Vicentico, que se separó el 2002, dejando a muchas “viudas” que añoraban su regreso, se volvió a reunir el pasado viernes 12 de diciembre y aquí les dejo un relato hecho por un asistente para eBlog.

Viernes a la noche y llegar a la cancha de River con el tránsito desbordado de la ciudad llevó más tiempo de lo planeado. Pero por suerte entramos justo para la intro con la música de James Bond, pocos segundos antes de que estalle el estadio con “Manuel Santillán, el León”. Después de seis años, arrancaban Los Fabulosos Cadillacs que se dieron el gusto de tocar muchos temas de ska al palo, pachanga y la mayoría de los clásicos.

Pero no revisemos la lista de temas porque para eso están los diarios. A prpósito, La Nación se equivocó cuando dijo que “los reflejos azules de los celulares centelleaban por miles en todo el estadio de River”. En realidad se trataban de unos cuadraditos con luz LED que repartían en la entrada y que brillaron durante las dos horas que duró el recital, a diferencia de lo que hubiera pasado con la batería de los móviles.

Sin tanta guita puesta arriba del escenario, los Cadillacs se las arreglaron para ofrecer un show que seguramente despertó más emociones de lo que puede llegar a despertar Madonna, y tan sólo con dos pantallas. Pero Vicentico fue conciente de que estaba tocando en el mismo escenario en el que la diva había tocado muy pocas horas antes y por eso se anomó a un mini cover chistoso de “Like a virgen”.

Pablo Lescano de invitado para “Padre Nuestro” se robó la noche que hasta el momento venía bastante tranquila. Pablito agitó sin importarle los primeros prejuicios del público que terminó “con las manitos arriba”.

A partir de ese momento, empezó una seguidilla de temas que hicieron bailar a todos. El pogo obviamente se ubicó adelante de todo pero en las plateas y en el campo atrás -ahí me ubiqué- la gente se dedicó a bailar con pasos bailanteros y murgueros.

“Gitana”, “Carnaval toda la vida”, “Mal bicho” y “Satánico Dr. Cadillac”, rompieron todo. Y los bices con Mimí Maura en “Vasos Vacíos” terminaron de completar una noche espectacular en la que los Cadillacs demostraron que no hace falta una gran producción para dejar a la gente pidiendo más y con ganas de terminar la noche en algún bar cantando mil veces los mismos temas.

El último Vals

abril 24, 2008

No es fácil conversar con los rockeros, ya que pierden rápidamente el hilo de la conversación por diversos motivos que no valen la pena analizar acá. Es cosa de ver Live at Pompeii de Pink Floyd para darse cuenta todo lo que sufrió el director, Adrian Maben, para sacar unas pocas frases a los integrantes de la banda inglesa mientras grababan el Dark Side of the Moon en el mítico estudio de Abbey Road.

Lo que está claro es que los grandes músicos están hechos para hablar en el escenario, junto a sus instrumentos y sus letras, ahí es donde realmente expresan y eso lo tuvo muy claro Martin Scorsese al momento de grabar The Last Waltz, el concierto de despedida de The Band.

Este grupo canadiense nunca brilló con luces propias, de hecho siempre fue un grupo comparsa de alguien, como ocurría cuando se llamaban The Hawk y hacían de banda de apoyo de Ronnie Hawkins o cuando acompañaron a Bob Dylan en una gira a mediados de los sesenta y en la grabación del disco Planet Waves, del mismo Dylan en 1974 y en otra gira ese mismo año, a pesar de eso, lograron ganarse el respeto de sus colegas, los cuales la mayoría reconoció sentirse influenciados por su música. En 1976 decidieron separarse y dar un último recital como The Band, donde fueron acompañados por músicos como Van Morrison, Neil Young, Eric Clapton y el mismo Bob Dylan.

Como dije anteriormente, ese recital fue grabado por Scorsese y en ese registro, el director estadounidense tuvo claro que lo importante de The Band no era lo que dijeran en cámara, si no lo que expresaran en el escenario y es así como logra captar varios detalles de ese mítico recital, detalles que hacen dar cuenta al espectador que en todo recital hay una comunicación interna entre los músicos que difícilmente son captadas por el público.

Además, Scorsese va intercalando entre cada canción escenas de entrevistas realizadas a los integrantes de The Band, quienes van relatando los primeros años del grupo y lo difícil que fue para ellos hacerse conocidos entre el público común y corriente.

The Last Waltz, además de mostrar los 16 años de trayectoria de The Band, muestra en acción a un grupo que hizo su carrera sobre los escenarios, lo que se demuestra con los dos discos que sacaron en toda su existencia, ya que para ellos era más importante la sensación de estar en vivo, como dice el guitarrista y fundador, Robbie Robertson, para ellos el tocar en vivo era como un baile y este fue su último baile.

Un poco de locura no hace mal

abril 20, 2008

En honor a Syd, quien encontró la mejor manera de expresar su locura…

Jugband Blues

It’s awfully considerate of you to think of me here
And I’m much obliged to you for making it clear
That I’m not here.
And I never knew we could be so thick
And I never knew we could be so blue
And I’m grateful that you threw away my old shoes
And brought me here instead dressed in red
And I’m wondering who could be writing this song.
I don’t care if the sun don’t shine
And I don’t care if nothing is mine
And I don’t care if I’m nervous with you
I’ll do my loving in the winter.
And the sea isn’t green
And I love the queen
And what exactly is a dream
And what exactly is a joke.